Donate

UNA REGLA NUEVA CAUSA PREOCUPACIÓN SABRE EL USO DE MEDICAID Y CIERTOS OTROS BENEFICIOS PÚBLICOS POR INMIGRANTES LEGALES

Grupos de pacientes que representan a millones de estadounidenses con condiciones de salud grave expresaron una gran preocupación por una reglamentación final emitida el pasado 12 de agosto de 2019 por el Departamento de Seguridad Nacional de los E.U. (DHS por sus siglas en inglés). La nueva norma ordena al DHS expandir ampliamente la evaluación de “carga pública” para incluir programas críticos como Medicaid. El objetivo es determinar cuan probable es que el individuo se convierta en dependiente del estado para su subsistencia. Según la nueva reglamentación, el uso de estos beneficios por parte de un inmigrante legal puede contarse como un factor negativo cuando solicita la residencia permanente en los E.U. o busca ingresar o volver a ingresar al país.

Los grupos de pacientes expresaron su preocupación de que esta política no solo penalizará a los inmigrantes por usar beneficios públicos para los que califican legalmente, sino que también tendrá un efecto paralizador en la participación de las comunidades de inmigrantes a través de todos los programas públicos, resultando en que menos personas busquen los servicios de apoyo que ellos y sus familiares que son ciudadanos estadounidenses necesitan y para los cuales califican. Estudios recientes muestran que hasta uno de cada siete adultos en familias inmigrantes ya renuncian a los beneficios públicos para los cuales ellos o sus hijos son elegibles, incluyendo Medicaid y el programa de seguro médico para niños (CHIP por sus siglas en ingles), por preocupación sobre esta reglamentación. Penalizar y estigmatizar el uso de estos programas podría poner en grave peligro la salud y el bienestar de los inmigrantes legales y sus hijos, cónyuges y parientes que son ciudadanos estadounidenses.

HFA insta a los miembros de la comunidad que están preocupados por la regla de carga pública a tener en cuenta lo siguiente:

  • La reglamentación de carga pública no entrará en vigencia hasta el 15 de octubre de 2019.
    • Ya se han presentado numerosas demandas para bloquear la implementación de la reglamentación.
    • Aun si se implementara, la reglamentación se aplicará solo a las solicitudes enviadas a partir del 15 de octubre.
    • Incluso si se implementa, la nueva regla NO contará los beneficios alimenticios, médicos y/o de vivienda utilizados ANTES del 15 de octubre
  • No todos están sujetos a la regla.
  • Muchas personas están exentas de la regla: poseedor de tarjeta verdes, asilados, etc.
    • No todos los beneficios cuentan como factores negativos: CHIP, WIC, almuerzos escolares, programas financiados por el estado y o gobierno local no cuentan. El uso de los beneficios de Medicaid no contará para niños menores de 21 años ni para mujeres embarazadas.
    • Los beneficios utilizados por los miembros de la familia no se contarán contra un solicitante individual.
  • Cada situación es diferente. Podría consultar con un abogado de inmigración si tiene preguntas sobre su caso en particular. Existen recursos que pueden ayudarlo a tomar las mejores decisiones para su familia.
Facebook Comments


Sign up for E-mails, Dateline Magazine, and other ways to stay connected.